CADA CURSO ES DIFERENTE

Comenzamos el nuevo año pensando y preparando nuevos cursos. Como otros años por estas fechas ya estamos organizando nuevos contenidos y formatos, nuevas ideas para poner en práctica y no repetir lo hecho hasta ahora. Este es uno de los principales alicientes tanto para los alumnos como para el profe. Las personas que vuelven buscan nuevas experiencias y saben que en casa del profe pueden pensar cada vez en un nuevo curso, personalizado, a su medida, participando en su elaboración con propuestas, correcciones sugerencias….

En estos momentos estamos preparando el curso de una alumna austriaca de nivel intermedio, interesada en aprender español trabajando sobre “Los Austrias en Castilla en la época del Renacimiento”. Ya estamos seleccionando lecturas para analizar y comentar; lugares cercanos para visitar como Tordesillas (donde se firmó el tratado que repartió las áreas de influencia mundiales de las potencias de la época) o Medina del Campo (uno de los grandes mercados internacionales en el siglo XVI); preparando expresiones coloquiales que aún se utilizan (poner una pica en Flandes, esto vale un Potosí…). Todo pensado para practicar la lengua y aprender nuestra historia y cultura durante sus estancia entre nosotros.

Cada persona es diferente en su ritmo de aprendizaje. Preguntar, escuchar y atender sus necesidades e intereses es un ejercicio fascinante con resultados siempre sorprendentes. Para el profesor preparar cada curso supone un nuevo desafío pensando en sus necesidades, sus intereses, para seguir alimentado sus motivaciones, para seguir aprendiendo y disfrutando del español.

Escucharle decir, al terminar su estancia, que el curso ha cumplido todas sus expectativas es la mejor recompensa al tiempo y trabajo invertido en la preparación. Es una sensación muy gratificante que motiva a seguir trabajando con pasión.

Mapa de Juan de la Cosa

APRENDIENDO LENGUA E HISTORIA

Frédéric es profesor de biología en un Liceo de Educación Secundaria en París. Desde hace un par de años nos visita en sus vacaciones de invierno para poder practicar y mejorar su español, especialmente a nivel de conversación ya que no dispone de muchas oportunidades de hablarlo durante el año. Es una persona interesada en nuestra pasado y siempre elige un período de la historia española como tema central de su curso de español. Si el año pasado nos centramos en el fin de la época romana y el reino visigodo, este año ha elegido el inicio de Edad Moderna en Castilla. Durante una semana hemos reflexionado sobre la monarquía de los Reyes Católicos, Carlos I, Felipe II y la creación del Imperio español. Hemos realizado lecturas y conversado mucho mientras corregimos errores, aprendemos vocabulario y expresiones. Frédéric ha conocido la historiografía española, y ha tenido la ocasión de explicar al profesor el enfoque de los historiadores franceses sobre la política internacional de los siglos XV y XVI. Alumno y profesor hemos conocido nuevos puntos de vista de este tiempo en que se descubrió la globalización ya que cada país tiene sus propios puntos de vista sobre estos acontecimientos históricos.

Durante el Curso hemos tenido la oportunidad conocer Tordesillas, uno de los lugares donde se firmó el Tratado donde Castilla y Portugal, las superpotencias de la época, se repartieron el mundo en dos grandes zonas de influencia y colonización, o visitar el Real Monasterio de Santa Clara donde el emperador  Carlos I encerró a su madre Juana «la loca» para hacerse con el poder. Visitar  lugares donde vivieron los protagonistas y tuvieron lugar los acontecimientos que marcaron la época enriquece la experiencia de este curso de español.

APRENDER ESPAÑOL CON EL CID: MITO Y REALIDAD

La historia medieval es un tema muy  interesante para un curso de español personalizado. El Cid campeador, es una figura conocida mundialmente tras la película protagonizada por Charlton Heston en 1961 y un buen motivo para aprender español, especialmente en Palencia en el centro de Castilla en el escenario donde tuvo lugar su vida y su leyenda. Es posible visitar Vivar, el pueblo donde nació  Rodrigo Díaz, Burgos, la capital de Castilla y también la capital del reino de León. En Palencia todavía existe la iglesia donde se casó con Doña Jimena y el hospital para peregrinos fundado en 1076 en la actual iglesia de San Lázaro y demás se puede visitar Dueñas, una villa que fue de su señorío.

Recorriendo el  Camino de Santiago se contempla el paisaje donde tuvieron lugar las luchas entre Alfonso VI y Sancho II por el dominio de la herencia de su padre el rey Fernando I en las batallas de Llantada y Golpejera y los pueblos de Frómista y Carrión de los Condes. Un paisaje de llanura salpicados de pequeños pueblos con iglesias y castillos rodedos por interminables campos de cereales.

Analizando el texto del Cantar de Mio Cid podemos reflexionar sobre los orígenes del castellano y los temas que interesaban a las gentes del siglo XI y XII mientras escuchaban a los juglares que cantaban el valor y la honra de un héroe que fue recordado muchos años tras su muerte. Una historia y una leyenda que siguen estando vivas en la última novela de Arturo Pérez-Reverte (Sidi) y en la nueva serie de Amazon que se estrena este mismo año.

Existen muchas posibilidades para analizar al personaje, la época y la lengua en el mismo escenario en que tuvo lugar, un territorio de frontera muy similar al que nos han mostrado los westerns, o películas de vaqueros como las seguimos llamando por aquí.